El sexo que arruina vidas

aburrimientoenlacama_shutterstock_81976861

El sexo puede resultar una manera de sentirnos libres y con el control de la situación. Pero ya somos mayorcitos para saber que no siempre es bueno dejarse llevar por las tentaciones. Existen una serie de personas con la que es mejor no bajarse los pantalones, esas personas que si algún día llegan a conocer nuestros más ocultos secretos pueden arruinar nuestras vidas. Literalmente. Por eso, para aquellos que aún no tienen claro de quién hablamos, Guía Separados quiere echaros una mano a tiempo y abriros los ojos.

Exnovios

Territorio arenoso. Una recaída la puede tener cualquiera, la carne es débil, pero debemos andar con cuidado. No siempre se tienen claros los sentimientos, y la peor forma de descubrirlo es volviendo a deshacer la cama. Pueden venir recuerdos (buenos y malos) y alguno de los dos saldrá malherido del asalto. Hay un 50% de posibilidades que te toque a ti, así que escapa de esta situación cuanto antes.

Mejores amigos

Territorio arenoso 2. Cruzar la frontera que separa la amistad de algo más no suele salir bien. No hace falta tener visiones de futuro para saber que alguno de los dos se colará por el otro, se lo demostrará, el rechazo será incómodo y se acabará la bonita relación de amigos que habíais tenido hasta ahora. A partir de aquí, ya vosotros veréis.

Exs de los mejores amigos

Territorio arenoso x2. Si tu plan después de leer este artículo era ver al ex de tu mejor amigo, desde Guía Separados te rogamos que te detengas. Si no lo haces por ti, hazlo por nosotros. Aunque ambas partes lo nieguen, un ex siempre es un tema delicado y puede herir aunque el tiempo haya “curado las heridas”. Como tampoco hará falta aclarar, el novi@ de tu mejor amigo tampoco es una buena opción para seguir vivo en la tierra.

Jefes

¿A quién no le da morbo el poder? Pues mira pero no toques. Todas esas fantasías encima de la fotocopiadora quedan más bonitas en tu mente. Mantener sexo con nuestros jefes tiene varias consecuencias irreversibles y las cuales no estaría de más que tuviésemos en cuenta: quedarte sin trabajo (entonces igual muy bien no lo has hecho, piénsalo), que tus compañeros justifiquen tus logros con ello (la que está debajo de la mesa del jefe), o mismo que termine por usar sus “poderes” para convertirte en su amante esclavo.

Hijos de jefes

Razones parecidas a las anteriores pero saltándote una generación. Más joven y con las cosas en su sitio, pero los mismos problemas. Tachado.

Compañeros de piso

Bajo el mismo techo siempre existen roces que se pueden confundir con algo más. Si la convivencia a veces no es sencilla, no lo hagamos peor. Tráete a alguien de fuera si lo que quieres es estrenar el colchón. Al terminar se irá y no tendrás que verlo cada vez que pisas la cocina.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>