¿Qué sería del sexo sin gemidos?

gemidos

Párate un momento. Imagina como suena un gemido en pleno acto pasional, cada vez más intenso, se acelera, sube de volumen para terminar en una explosión que no dejará indiferentes a tus tímpanos. Imagina ahora la misma escena pero silenciosa, sin gritos ni jadeos que la acompañen. ¿Con cuál te quedarías?

No nos hace falta hacer una encuesta para saber la respuesta. El sexo sin gemidos es como un bocadillo sin pan, como un verano sin sol. A todos nos gusta escuchar a la otra persona, o incluso a nosotros mismos, demostrándole al mundo que nuestra garganta puede llegar hasta niveles muy altos. Pero la cuestión es, ¿por qué gemimos en la cama?

Las respuestas varían en función de a quién le preguntes. Por una parte tenemos el sector masculino, tan seguro de sí mismo y sus dotes como máquina sexual. Como no nos gusta generalizar, diremos que algunos de ellos no dudarán en atribuirse el mérito de los chillidos causados. Otros no saben, no contestan.

men are here

En el caso de las mujeres, tendremos un amplio abanico de posibilidades. Existe una razón que suele ser la más defendida por este sector femenino: complacer a la otra persona. Las piezas comienzan a encajar. Algunas deberían recibir un Oscar a la mejor actriz ya que la mayoría de parejas nunca se imaginarían que están fingiendo. También se utilizan a modo de indicador, para que la otra persona sepa en todo momento en qué grado de excitación se encuentra y en el momento exacto que llega al climax. Esto puede resultar un arma de doble filo ya que, en caso de que el acto se esté alargando más de lo deseado, cumple la función de ‘meter prisa’ o dar a entender que se acerca el final. Pero no todo es una mentira sobre la cama, los gemidos también son buenos amigos con los que liberar tensiones y llegar a estados de euforia y desenfreno.

euforia

En el sexo no se trata únicamente de ver y tocar, el oído cumple una función primordial en nuestra excitación. En conclusión, no gemidos = no diversión.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>